play iphone

El informe de derechos humanos de la ONU cita ‘múltiples causas fundamentales’ de las mortales protestas en Chile

El informe de 30 páginas basado en una investigación realizada durante las primeras tres semanas de noviembre, detalla ampliamente múltiples denuncias, incluyendo tortura, violación y otras formas de violencia sexual por parte de la policía contra personas detenidas.

La líder de la misión de la ONU, Imma Guerras-Delgado, dijo a los periodistas en Ginebra que la gestión general de las manifestaciones por parte de la policía “se llevó a cabo de una manera fundamentalmente represiva”.

Cuando una protesta estudiantil en octubre sobre los precios del metro se convirtió en un movimiento nacional contra el Gobierno, las manifestaciones pacíficas se extendieron por todo el país.

Aunque la gran mayoría de los detenidos ya han sido liberados, las cifras oficiales revelaron que más de 28,000 personas fueron encarceladas entre el 18 de octubre y el 6 de diciembre, muchas arbitrariamente.

El equipo de investigación realizó 235 entrevistas con víctimas y otras 60 con agentes de policía, incluidos algunos de los heridos durante las protestas.

“La policía no ha distinguido regularmente entre las personas que se manifiestan pacíficamente y los manifestantes violentos”, dice el informe.

Además, documentó 113 casos específicos de tortura y malos tratos, y 24 casos de violencia sexual contra mujeres, hombres y niñas y niños adolescentes, perpetrados por miembros de la policía y el ejército, al tiempo que señaló que la Institución Nacional de Derechos Humanos había presentado una acción penal. quejas relacionadas con cientos de otros casos similares.

Citando las cifras del Ministerio de Justicia, el informe del ACNUDH reveló que hasta el 10 de diciembre, cerca de 5.000 personas resultaron heridas, incluidos cerca de 2.800 policías, pero señaló que otras fuentes habían indicado que un mayor número había sufrido lesiones.

Citando a unas 350 personas con heridas en los ojos o la cara, el informe dice que “un número alarmantemente alto … proporciona una base sólida para creer que las ‘armas menos letales’ se han utilizado de manera inadecuada e indiscriminada, contra los principios internacionales para minimizar el riesgo de lesiones . “

Observó que, si bien las lesiones oculares se debieron principalmente a los disparos de escopeta, algunos casos se debieron “al uso de irritantes químicos, en particular gases lacrimógenos y, en algunos casos, a los impactos de los botes de gases lacrimógenos”.

Señalando que las autoridades “tenían información sobre el alcance de las lesiones desde el 22 de octubre”, el informe sostenía que los responsables no adoptaron medidas oportunas para detener el uso de armas menos letales.

“La pronta acción de las autoridades pertinentes podría haber evitado que otras personas sufrieran lesiones graves”, explicó.

Recomendaciones

“Poner fin de inmediato al uso indiscriminado de escopetas antidisturbios para controlar las manifestaciones”, fue una de las recomendaciones que el informe hizo al Estado chileno.

También dijo que el gas lacrimógeno solo debe usarse “cuando sea estrictamente necesario y nunca dentro de los establecimientos de educación y salud”, y agregó que los oficiales de policía deben recibir instrucciones claras sobre el uso adecuado y asegurarse de que los botes “siempre se disparen desde un ángulo alto y nunca horizontalmente , de acuerdo con las normas internacionales “.

En sus conclusiones, el informe observó que “múltiples causas profundas, incluida la desigualdad social y económica” habían provocado las manifestaciones y que la mayoría de los manifestantes “lo han hecho de manera pacífica”. 

El informe del ACNUDH también confirmó medidas específicas para rectificar las prácticas policiales y exhortó al Gobierno a “garantizar que las fuerzas de seguridad adopten medidas para garantizar la rendición de cuentas por las violaciones de los derechos humanos y reconozcan debidamente tales violaciones”.

“Reconociendo y aprendiendo de lo que sucedió, debemos mirar hacia adelante de manera constructiva”, dijo la Alta Comisionada de Derechos Humanos Michelle Bachelet.

El informe también prescribió un mecanismo de seguimiento, dentro de los tres meses, para evaluar la implementación de las recomendaciones.

“Este mecanismo de seguimiento debe apuntar a establecer medidas para prevenir la recurrencia de los tristes y preocupantes eventos que han afectado a Chile en los últimos dos meses, especialmente a medida que continúan las protestas en diferentes partes del país, aunque con menos intensidad, y nosotros continuar recibiendo denuncias de violaciones de derechos humanos “, concluyó la Sra. Bachelet, subrayando que el trabajo del mecanismo” debe hacerse público “.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Previous
Next
Previous
Next