Se ha detectado el primer caso humano de gripe aviar H3N8 en China. Esto es lo que sabemos

China ha informado del primer caso de la cepa H3N8 de gripe aviar en humanos.

Conocida por infectar a caballos, perros y focas, esta es la primera vez que se detecta la variante de la gripe aviar en un ser humano.

Los funcionarios de salud han insistido en que el riesgo de transmisión de persona a persona es bajo.

Esto es lo que sabemos sobre la cepa de la gripe aviar y el primer caso humano detectado.

¿Qué es la gripe aviar H3N8?

H3N8 es una cepa de la influenza aviar o gripe aviar que, como su nombre indica, es un virus que se propaga de forma natural entre las poblaciones de aves, especialmente las aves acuáticas silvestres de todo el mundo.

Las aves de corral domésticas también pueden infectarse, así como otras especies de aves y animales.

Se sabe que el H3N8 infecta a caballos, perros y focas, y también se conoce como gripe equina o gripe canina.

Llamó la atención cuando un estudio estadounidense publicado en 2012 descubrió que causaba una neumonía mortal en más de 160 focas a lo largo de la costa estadounidense.

Las cepas H5N1 y H7N9 de la gripe aviar, detectadas en 1997 y 2013 respectivamente, han sido la causa principal de los casos humanos de gripe aviar, según el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

La enfermedad en humanos por infecciones de gripe aviar puede variar en cuanto a la gravedad de los síntomas, desde asintomática hasta una enfermedad grave que ha resultado en la muerte, señalan los CDC.

Los casos de transmisión de influenza aviar de persona a persona son extremadamente raros.

Primer caso de H3N8 en un humano

El Ministerio de Salud de China informó el martes que un niño de cuatro años dio positivo por la cepa H3N8, después de que lo llevaran al hospital a principios de abril con fiebre y sin otros síntomas.

La familia del niño cría pollos en la provincia central de Henan, en un área poblada de patos salvajes.

El niño se infectó directamente de las aves, dijo el Ministerio de Salud, y agregó que las pruebas en personas cercanas al paciente no mostraron «anomalías».

Según el ministerio, el caso del niño fue el resultado de una «transmisión única entre especies» y «el riesgo de transmisión a gran escala es bajo».

Sin embargo, pidió a las personas que se mantengan alejadas de las aves muertas o enfermas y que consulten con profesionales médicos en caso de fiebre o síntomas respiratorios.

¿Deberíamos estar preocupados?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dice que la gripe aviar en humanos se adquiere principalmente a través del contacto directo con animales infectados o ambientes contaminados.

Los virus no han adquirido la capacidad de transmitirse de manera sostenible entre humanos.

Sin embargo, la cepa H3N8 se ha relacionado con una pandemia mundial de gripe en 1889 , conocida como gripe rusa.

Erik Karlsson, subjefe de la unidad de virología del Instituto Pasteur en Camboya, dijo a Reuters que su implicación en esa pandemia era «una gran preocupación por el riesgo del virus» y que amerita una mayor vigilancia.

Las enormes poblaciones de aves silvestres y de granja de China de muchas especies proporcionan un entorno ideal para que los virus aviares se mezclen y muten. Algunos infectan esporádicamente a las personas, generalmente a quienes trabajan con aves de corral.

La OMS afirma que la mayoría de los casos humanos de infección por gripe aviar se han asociado con el contacto directo o indirecto con aves de corral infectadas, vivas o muertas, y que controlar la enfermedad en la fuente animal es fundamental para disminuir el riesgo para los humanos.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Previous
Next
Previous
Next